Helado magnum vegano

Helado magnum vegano

¡Ya estoy de vuelta! Y para celebrarlo te traigo esta deliciosa receta de magnum casero. Es tan fácil y está tan rica que no puedes perdértela.

Me ha costado dar con una receta de magnum sin gluten, plátanos, ni lácteos que mereciera la pena pero al final lo he conseguido. Además tiene una textura bien cremosa y no cristaliza al congelarse.

Sólo necesitas 4 ingredientes para elaborar el relleno: leche de coco en lata, canela en polvo, jarabe de agave y kuzu. El kuzu lo puedes encontrar fácilmente en cualquier tienda de alimentación ecológica, sirve como espesante y además está libre de gluten.

Helado magnum veganoHe utilizado unos moldes de silicona con la forma de magnum pero, puedes usar los moldes que tengas o encuentres.

Para la cobertura de chocolate vas a necesitar: aceite de coco, jarabe de agave y cacao crudo en polvo. También puedes rebozarlos con almendras tostadas picadas. En este caso tendrás que bañarlos doblemente en chocolate para que las almendras queden bien adheridas.

Recuerda que en el blog también tienes la receta de helado cremoso que básicamente está elaborado con plátano. En breve espero compartir otras recetas de helados también muy deliciosas y refrescantes.

Helado magnum vegano
Autor: 
Prep: 
Cocción: 
Tiempo: 
Raciones: 6
 
Ingredientes
Para el relleno:
  • 2 tazas de leche de coco en lata
  • 20 gramos de kuzu
  • Una cucharadita de canela en polvo
  • ¼ de taza de jarabe de agave o miel
Para la cobertura:
  • 90ml de aceite de coco derretido
  • 7,5 cucharadas de cacao crudo en polvo
  • 3,5 cucharadas jarabe de agave
  • Almendras tostadas picadas (opcional)
Instrucciones
  1. Disuelve bien el kuzu con media taza de leche de coco.
  2. Pon en un cazo a fuego medio el resto de leche de coco (una taza y media) junto con la canela y el agave. Remueve bien y cuando empiece a hervir añade la mezcla de leche y kuzu. Remueve constantemente durante un minuto. Verás que la mezcla se irá espesando.
  3. Cuando pase un minuto apaga el fuego y deja enfriar a temperatura ambiente.
  4. Cuando el relleno esté frío mezcla de nuevo con las varillas y repártelo en los moldes para helados que tengas.
  5. Coloca los palitos y lleva los helados al congelador mínimo unas 3 horas o hasta que se hayan congelado bien.
  6. Luego hay que mezclar bien todos los ingredientes de la cobertura, excepto las almendras. Para que queden cubiertos perfectamente y bonitos es mejor hacer el doble de cantidad de cobertura y si te sobra puedes utilizarla la próxima vez. Pon la cobertura en un bote ajustado y alto (del tamaño de los magnums). Desmolda los helados y sumérgelos de uno en uno en la cobertura.
  7. Si quieres cubrirlos con almendras, primero sumerge el helado en la cobertura de chocolate. Luego rebózalo con las almendras y vuélvelo a sumergir en la cobertura de chocolate.
  8. Coloca los helados encima de un papel antiadherente. Si no los consumes al momento guárdalos de nuevo en el congelador.
  9. Cuando los vayas a comer sácalos 10 minutos antes del congelador.
Notas
Si has dejado la leche de coco en la nevera, se habrá formado una capa dura en la parte superior. Mézclalo bien para integrar bien la leche. Si crees necesario utiliza una batidora de mano.

No te pierdas ninguna de las recetas. ¡Apúntate a la lista!

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!Share on FacebookShare on Google+Pin on PinterestTweet about this on Twitter