Polenta cremosa con salsa de tomate y pimientos

Polenta cremosa con salsa de tomate y pimientos

En el blog puedes encontrar otras recetas con polenta: pudín de polenta y porridge de polenta. Ambas son recetas dulces, por esto hoy te traigo una receta de polenta salada. Se trata de una polenta cremosa acompañada de una salsa de tomate y pimiento rojo.

Normalmente siempre uso polenta instantánea porque voy mucho más rápido al cocinarla. La polenta tiene un sabor muy suave. Por eso le añado un poco de leche y especies. Aunque también uso caldo vegetal si tengo.

La polenta se usa mucho en la cocina italiana. Allí a la polenta cremosa le suelen añadir queso fundible o parmesano y se le añade al final de la cocción.

Polenta cremosa con salsa de tomate y pimientos

Si no consumes queso puedes añadirle un par de cucharadas de untable de anacardos, un poco de levadura nutricional o queso parmesano vegano.

Para acompañar esta polenta cremosa te traigo una rica salsita de tomate y pimientos rojos a la que también le añado orégano y albahaca. Esta salsa también la puedes usar para acompañar pasta, arroz, pescado… Si te sobra salsita la puedes congelar y usar cuando la necesites. En fin, ¡espero que la disfrutes!!

Polenta cremosa con salsa de tomate y pimientos
Autor: 
Tiempo de preparación: 
Tiempo de cocción: 
Tiempo total: 
Raciones: 4
 
Ingredientes
Para la Polenta:
  • Una taza de polenta instantánea
  • 4 tazas de agua (o caldo de verduras)
  • 2 tazas de leche vegetal o animal
  • Una hojita de laurel
  • Sal al gusto
  • Una pizca de nuez moscada
Opcional pero le da más sabor:
  • Queso fundible, queso parmesano
  • Levadura nutricional, queso parmesano vegano, untable de anacardos
Para la salsa:
  • 500 gramos de pimiento rojo
  • Una cebolla
  • 30 gramos de apio (la parte del tallo)
  • 3 tomates
  • ¼ de vaso de vino blanco
  • Un par de hojitas de albahaca fresca
  • Una cucharadita de orégano seco
  • Aceite de oliva
  • Sal al gusto
Instrucciones
Para la salsa:
  1. Pon los pimientos y los tomates en la bandeja del horno. Hornea a 200ºC unos 60 minutos o hasta que estén hechos. Una vez hechos deja enfríar.
  2. Mientras tanto pela y pica la cebolla. Limpia el tallo de apio, quítale los hilillos y pícalo.
  3. Pon al fuego una sartén con un poco de aceite de oliva, añade la cebolla y el apio. Deja a fuego bajo hasta que se hayan hecho. Luego añade el vino blanco y sube el fuego. Deja hacer hasta que el alcohol se haya reducido.
  4. Saca la piel y las pepitas a los pimientos y tomates . Retira el exceso de agua y añádelos al vaso de la batidora y bate hasta obtener una textura homogénea.
  5. Cuando el vino blanco se haya reducido añade la salsa de tomate y pimientos, la albahaca y el orégano. Deja hacer unos tres minutos a fuego medio. Retira las hojas de albahaca y tritura de nuevo para conseguir una textura homogénea. Prueba la salsa y añade un poco de sal si lo crees necesario.
Para la Polenta:
  1. Pon el agua o caldo, la leche, las especies y la sal en un cazo y cuando empiece a hervir baja el fuego. Ve añadiendo poco a poco la polenta a medida que vas removiendo.
  2. Remueve hasta obtener una textura suave y espesa. Luego añade el queso, el untable o lo que prefieras. Vuelve a remover y retira del fuego.
  3. Sirve la polenta inmediatamente en cuencos individuales y añade la salsita por encima.

No te pierdas ninguna de las recetas. ¡Apúntate a la lista!

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!Share on FacebookShare on Google+Pin on PinterestTweet about this on Twitter

3 comentarios en “Polenta cremosa con salsa de tomate y pimientos

Los comentarios están cerrados.